Cerro Trevelez desde el Postero Alto y la Loma de Enmedio.

Bueno, pues para despedirnos de nuestra visita a Sierra Nevada queríamos volver a las cumbres. Tras hacer los tresmiles de la zona, buscamos algo que pudiéramos hacer rápido y que nos diera a conocer algo más las cumbres cercanas.

Elegimos el Cerro Trevelez (2877 msnm), ya que podemos subirlo fácil desde el refugio del Postero Alto, a 1900 msnm, donde nos estamos quedando.

Madrugamos algo más que el día anterior y volvemos a nuestro querido cortafuegos a la salida del refu. Tenemos que subirlo hasta la linde del pinar por el GR, pero esta vez tiramos recto hacia arriba en busca de la Loma de Enmedio, no como el día anterior, que viramos a nuestra derecha.

El Cerro se ve perfectamente a nuestra izquierda. Debemos ir subiendo los casi 1000 metros de desnivel, así que se trata de ir poco a poco porque aparte del gran esfuerzo físico no hay mayor dificultad.

Este camino unía antiguamente, por el puerto de Trevelez, la Alpujarra con el Marquesado de Zenete. A día de hoy constituye un camino muy transitado por ser el más fácil para subir hacia los picos, además de constituir una bajada rápida y directa hacia el refugio.

Pasamos algún nevero siguiendo los hitos que nos llevan al puerto, a 2799 msnm, después giramos a nuestra izquierda hasta llegar al geodésico del Cerro.

Como hemos llegado pronto, y encima hace calor, nos quedamos un rato disfrutando de las vistas de La Alcazaba y el Mulhacén antes de bajar.

El descenso es rápido y sencillo: volver sobre nuestros pasos hacia el refugio con unas fantásticas contracturas fruto de dos días de alta montaña.

 

Anuncios

La Tríada (Picón de Jeres, Puntal de Juntillas y Cerro Pelao) desde Postero Alto.

Tras justo un año desde nuestra primera visita, decidimos volver a Sierra Nevada. esta vez nos decantamos por la parte norte de la Sierra, ya que nos pillaba más cerca y muchos de nosotros no conocíamos la zona.

Nos acercamos pues al refugio de Postero Alto, que está a 1900 msnm en Jeres del Marquesado.

Es un refugio muy agradable, más albergue que otra cosa (pudimos incluso dormir solas); se accede por pista forestal desde el pueblo, y también se puede subir andando por uno de los PRs que hay por la zona.

Tras la llegada, preparamos la salida del día siguiente. Vamos a hacer la denominada “Tríada“: Picón de Jeres (3088 msnm), Puntal de Juntillas (3140 msnm) y Cerro Pelao (3182 msnm). Los vamos a subir desde el barranco del Alhorí, del que tenemos oído que es lo más bonito de toda la zona.

Aunque la subida en sí no es difícil, el desnivel que nos vamos a meter más de 1300 metros de desnivel positivo. Buena paliza.

Salimos de buena mañana por el cortafuegos que hay enfrente del refugio, por un GR que nos va a subir hasta un cruce de caminos que hay en la linde del pinar.

En cuanto llegamos al cruce de camino, debemos coger el sendero a nuestra derecha, marcado con un aspa de NO continuación del GR. No tiene pérdida, y nos dejará llaneando frente a la puerta del Alhorí. Llevamos el material invernal. Aunque ya es mayo, ha caído algo de nieve y ya el año pasado nos hizo falta… os adelanto que lo paseamos pero bien.

La llegada a la puerta del Alhorí es un poco liosa, el sendero se pierde bastantes veces pero tenemos que tener siempre la vista fija en el barranco. Un barranco precioso, con arroyos en pleno deshielo y que nos recibe así:

En este tramo vamos vadeando los arroyuelos hasta que nos ponemos a nuestra derecha del arroyo del Alhorí; allí nos embarrancamos y vamos iniciando una subida dura, en la que la altura se empieza a notar.

Como veis, al rato pasamos a la izquierda del arroyo, siguiendo los hitos que nos marcan el camino y cruzando algún esporádico nevero.

Poco a poco nos vamos acercando al nacimiento del Alhorí y al circo glaciar donde se encuentran los corredores:

Bien acompañadas, como veis, vemos dichos corredores, que van a dar a la Piedra de los Ladrones (2944 msnm), por la que bajaremos luego.

A nosotros nos afecta la altura, y además estamos cansadas, así que vamos despacito despacito. Tras un descanso, seguimos los hitos a nuestra derecha. Lo que serían dos palas de nieve (si la hubiera) son una pedrera difícil, incómoda y que hace eterna esta subida al Picón de Jeres.

Se nos hace tan largo que llegamos a parar para el bocadillo a pocos metros de la cima. Seguimos, y aunque sea bastante poco atractiva para ser un tresmil, aquí estamos:

Tras una breve conversación con unos chavales bien majos de Murcia, seguimos hacia el evidente camino que nos lleva, en solo unos minutos, al Puntal de Juntillas. Muy fácil y muy suave este “cresteo” hasta la segunda cumbre del día.

Lo que vemos al fondo es la cumbre del Cerro Rasero (técnicamente, otra cumbre de más de 3000 metros, pero tan pegada al siguiente pico que ni lo notamos) y del Cerro Pelao, cumbre nuestra del día con 3182 msnm.

El cansancio y la altura pasan factura, así que tres de nosotras llegamos hasta el final mientras el resto van bajando por el collado hacia la Piedra de los Ladrones.

Tras encontrarnos en la Piedra de los Ladrones (técnicamente la quinta cumbre del día), bajamos, cruzando algún nevero, buscando el sendero que nos bajará por la Loma de Enmedio hacia el refugio. La Loma se baja muy rápido, pero es incómoda de hacerlo por el desnivel y por lo monótono, aunque peor es subirla como comprobaremos a la mañana siguiente.

Y tras esta bajada, llegamos al refugio para un bien merecido descanso tras más de una veintena de kilómetros y más de 8 horas de caminata.

 

 

 

 

 

Mulhacén desde Capileira por la cara Oeste

PRIMER DÍA: Central Eléctrica de la Cebadilla- Refugio Poqueira (8.7 kms, 1120 metros de desnivel).

Cebadilla.gpx_1

mapa-penibética_586x795

Después de unas buenas horas de viaje desde Madrid y tras pasar noche de camping entre la niebla, nos levantamos más bien tarde para comenzar desde La Cebadilla, pasado el pueblo de Capileira.

Elegimos esta subida porque no teníamos claro el tiempo que iba a hacer, por su belleza y por su accesibilidad.

Pues bueno, nos ponemos a caminar, con cierto respeto por si nos caía tormenta, y bastante suaves ya que al principio hay un buen desnivel a salvar, por un camino que desde empieza, forma parte ya del Parque Nacional.

2016-04-30 11.28.22

2016-04-30 11.41.04

2016-04-30 11.48.21

2016-04-30 11.53.52

Andamos a la margen derecha del río Poqueira, que forma un precioso barranco. Quizás lo que nos llama más la atención sea la sequedad del medio, a pesar del deshielo y de las lluvias que se esperan.

Tras la primera subida el camino va llaneando un rato, pasando por varios cortijos, e incluso hay algo de ganadería vacuna. Poco más tarde bajamos al río, que cruzamos alguna vez de una margen a otra en un precioso sendero, que además nos permite coger aire.

2016-04-30 12.14.24

Se sigue ganando altura hasta cruzar el río Veleta y llegar poco después a la Hoya del Gran Capitán. Hasta entonces, todo bastante bien, a pesar del calor que hace.

Eso sí, nos falta la parte más dura, en 2 kilómetros nos vamos a meter 650 metros de desnivel. Dejamos el río Mulhacén a la izquierda (se me olvida decir que está todo perfectamente señalizado, no hay pérdida ninguna) y nos encaminamos, pasando primero por la Acequia Baja, hasta el último cortijo, el de Las Tomas.

2016-04-30 13.10.50

Hasta aquí, el sendero forma parte del que era el PR A-23, actualmente es uno de los senderos del parque  Natural y Nacional de Sierra Nevada.

Un descanso en el cortijo, para notar que lo estamos llevando bastante bien, y además estamos contentos porque de la tormenta prometida, de momento nada (ya caería por la tarde, agua, granizo y algo de nieve).

Y a continuar, ahora el camino que se sigue está balizado con palos naranjas, y ya nos llevará directos al refugio Poqueira, pasando antes por la Acequia Alta para afrontar la última subida.

2016-04-30 13.19.47

2016-04-30 13.33.38

Al poco rato, y a pesar del exigente desnivel, nos encontramos de cara con la Hoya de Peñón Negro, donde está el refugio, situado a 2500 metros de altitud.

2016-04-30 13.58.14

Una vez allí podemos dedicarnos a disfrutar de las vistas: El Veleta que se deja ver a ratos, el Mulhacén II, las vistas del valle del que venimos…nunca había estado aquí, e impresiona estar rodeado por estas altitudes, y eso que apenas queda nieve (hasta el refugio, no pisamos nada de nada).

Lo malo, las pistas que corroen la sierra, y la cantidad de gente que llega, que está causando graves problemas de erosión.

SEGUNDO DÍA: Refugio Poqueira- Mulhacén por Río Mulhacén (cara Oeste) y bajada por la Sur (4.2 kms, 958 metros desnivel).

Mulhacen-por-el-Rio.gpx_-600x197

mapa-penibética_586x795-290x393

Tras una tarde de cerveza y juegos de mesa (montañistas de alto nivel, lolololo) y noche de poco descanso (el refugio está muy bien equipado, quizás demasiado, esto junto con el buen tiempo y la posibilidad de hacer picos con gran altitud sin una dificultad extrema atraen a gente que no sabe ni comportarse ni lo que es la montaña) nos levantamos pronto con intención de pillar algo de nieve dura en la subida.

Así que a las 7, un Veleta despejado espera nuestros andares hacia el Mulhacén, cumbre de Iberia con sus 3479, o 3482 msnm).

Que por cierto, su nombre proviene de la adaptación fonética de Mulay Hasan, antepenúltimo rey nazarí de Granada (siglo XV), que en teoría yace enterrado allí.

2016-05-01 07.12.02

Cogemos el sendero que irá por el río Mulhacén hasta el vivac de La Caldera, para desde ahí coger la cara Oeste hasta la cumbre.

El día, como decimos, ha despejado del todo y nos deja ver por un lado todo el camino que hicimos ayer, al mismo tiempo que nos anima a seguir adelante con visión de las cumbres que tenemos próximas.

2016-05-01 07.39.33

Nosotras seguimos el camino que según sale del refugio a la derecha, nos lleva, por camino bien hitado, ascendiendo por la margen izquierda del río.

IMG-20160503-WA0012

IMG-20160503-WA0010

Enseguida encontramos nieve, pero en poca cantidad, así que podemos pasar los neveros sin mayor dificultad hasta que llegamos a la zona de los Lagunillos del Majano (que no veo porque deben de estar bajo la nieve)  y a la pista que antes atravesaba Sierra Nevada.

2016-05-01 08.25.54

2016-05-01 08.34.25

A partir de ahí la nieve ya está dura y pasamos a piolet y crampones. Para mí es sin duda la parte más bonita del recorrido: el circo glaciar de La Hoya de La Caldera, donde están la laguna y el refugio del mismo nombre, así como las vistas del Veleta, Cerrro de Los Machos, Puntal de la Caldera… impresionante.

El desnivel de subida no es excesivo, aunque noto que es la segunda vez en mi vida que estoy a estas altitudes…así que poco a poco y disfrutando.

2016-05-01 09.16.12

2016-05-01 09.16.32

2016-05-01 09.32.19

IMG-20160503-WA0006

La cara Oeste, que elegimos para no tener que subir por la Sur (que luego utilizaremos para bajar) y no estar muy seguros de nuestras capacidades para otras vías, nos va deleitando según subimos; a ratos la nieve ya ha desaparecido y en otras la costra aguanta, así hasta que llegamos a la cumbre.

IMG-20160503-WA0004

Nos quedamos un buen rato disfrutando, haciendo planes futuros, mientras va llegando gente a la cumbre desde todos los puntos cardinales (literal).

20160501_101341

20160501_101423

Momento que aprovechamos para bajar, en un descenso por la cara sur más largo y monótono,  siguiendo la pista, pero que por un lado nos permite alcanzar el Mulhacén II o Falso Mulhacén (3363 msnm), al que se llega bajando por la amplia cresta,

20160501_105730

20160501_111812

Y por otro ver otra parte de la sierra, además de conocer un nido de ametralladoras de la guerra civil habilitado como refugio.

20160501_111938

20160501_122122

Todo antes de llegar de nuevo al refugio, donde recogemos al resto del equipo e iniciamos un rápido, caluroso y cansado descenso hasta el punto de partida.

20160501_141642

Y a pesar de la aridez del paisaje, y lo duro que resulta a veces a la vista, disfrutamos mucho de la flora y fauna del lugar (vimos cabras montesas, gorrión chillón, lagartija cenicienta, eso sin apenas estar pendientes).

Tocará volver. Seguro.