Diamond Hill, subida a una colina en Connemara (Irlanda).

Tras un tiempo sin colaboraciones, una nueva ruta de senderismo, con fácil ascensión, de unos de nuestros lugares favoritos para caminar: Irlanda.

0

DIAMOND HILL – CONNEMARA NATIONAL PARK (10/09/2016)

Éire me recibió en Septiembre como era de esperar con lluvia, viento y ese cielo gris que me saco una sonrisa nada más aterrizar dejando atrás un Madrid asfixiante, además de tener la suerte de coincidir con la celebración del centenario del Levantamiento de Pascua (Éirí Amach na Cásca) y poder disfrutar de exposiciones y numerosos actos que se celebraban en Dublín.

Tras unos días en la capital y ya con ganas de descubrir esos paisajes salvajes y valles solitarios me dirigí a la costa Oeste donde se encuentra el Parque Nacional de Connemara (Chonamara – descendientes del mar), 2.957 Ha pertenecientes a la zona occidental del condado de Galway y parte del sur del condado de Mayo. En el corazón del parque se encuentran los montes Maumturk (Na Sléibhte Mhám Toirc) y los más conocidos Twelve Bens (Na Beanna Beola) con el Benbaun (Binn Bhán) que con 729msnm es el más alto de estos picos de cuarcita, ruta que dejé pendiente para otra ocasión.

La ruta comienza en el pequeño pueblo de Letterfrack (Leitir Fraic) fundado a mediados del S.XIX por cuáqueros, bella villa con gente amable y tranquila.

El Diamond Hill (Binn Ghuaire) con sus escasos, pero llamativos, 442msnm nos recibe nada más llegar .

1

El ascenso al Diamond Hill (Binn Ghuaire) es una ruta sencilla y bien señalizada que comienza en centro de visitantes en el que podemos encontrar información de la flora, la fauna y geología, además de estudiar los mapas y varias guías de rutas por el parque. 2

Se pueden realizar varias rutas, la que sube al Diamond Hill y marcada en rojo nos llevará unas 3 horas y nos regalará unas preciosas vistas.

3

Todas las rutas comienzan justo detrás del centro de visitantes, al ser un camino tan marcado y cuyo único riesgo con el que nos podríamos topar sería el fuerte viento , muy habitual en la zona, a mi me dio tregua ese día, podemos pasear disfrutando de las preciosas vistas.

Nos encontraremos con varias pasarelas de madera para salvar el barro, caminos de gravilla y hasta con escalones de piedra para facilitar las subida casi hasta la cumbre, para mí esta intervención humana en la montaña le restaba un poco de belleza.

4 5 6

Tras una hora y media aproximadamente de camino llegamos a la cima donde podemos disfrutar de unas vistas impresionantes de gran parte del condado.

7

Desde el monte Tully al que intente subir al día siguiente y el viento me lo impidió.

8

El lago y la Abadía Kylemore, mansión neogótica del S.XIX:

9

Y los Twelve Bens…

10

Para el descenso recomiendo hacerlo rodeando el Diamond Hill para poder disfrutar de todas sus vertientes

Si seguimos con ganas y tiempo podemos terminar de realizar los otros dos paseos y observar las turberas , el brezo junto con numerosas aves y el poni de Connemara, que se encuentran al lado del centro de visitantes.

Una ruta que te hace volver con esa sensación de tranquilidad que solo nos regala el silencio de la montaña, y que sin duda repetiré.

cam00803

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s